Cómo bajar de peso después de las vacaciones de Navidad

En las vacaciones de Navidad engordamos una media de entre 1 y 3 kilos. Comidas y cenas familiares, fiestas con amigos. Abundantes platos repletos de comida deliciosa. Postres, dulces y manjares que endulzan nuestro paladar.

 

Han sido unos días maravillosos en los que, en buena compañía, hemos compartido buenos momentos y disfrutado de la vida familiar.

Cena Navidad

Y… después de las vacaciones, ¿cómo bajar de peso?¿cómo perder esos kilos de más que hemos ganado?

Para adelgazar saludablemente no conviene precipitarse con dietas rápidas o con métodos que nos hagan pasar hambre. Puede parecer la opción más fácil, pero no es la más efectiva.

A continuación en Mejor Salud y Belleza te ofrecemos diez pautas para perder peso de forma saludable:

1. Aumentar la cantidad de agua que bebemos favorece la expulsión de toxinas por los riñones (entre 1,5 y 2,5 litros diarios es lo recomendable).

2. Realizar cinco comidas diarias: Desayuno, almuerzo, comida, merienda y cena. Poca cantidad y más variedad.

3. Reducir el consumo de alcohol, grasas animales, proteínas animales, harinas refinadas, alimentos procesados, azúcares y lácteos.

4. Consumir más frutas y vegetales por su alto contenido en agua y por sus propiedades fotoquímicas que aumentan la producción de orina y favorecen la función renal, lo que ayuda a limpiar mejor el organismo. Piña, tomates, fresas, melón, sandía, pepino, avena, alcachofas, y los espárragos son alimentos muy diuréticos. Sin embargo, aunque también tenga un efecto diurético, no aconsejamos la lechuga a aquellas personas que son propensas a tener gases o hinchazón de abdomen.

5. Limitar el consumo de sal y de los alimentos ricos en ella, como embutidos, conservas, ahumados o sopas y purés preparados.

6. Probar proteínas vegetales como legumbres, tofu, seitán o quinua. La soja tiene muchas proteínas.

7. Evitar picar entre entre horas con infusiones diuréticas como té verde, pomelo, naranja, melón y cola de caballo. El cardo mariano y el boldo son buenas opciones para eliminar toxinas porque favorecen la función del hígado y de la vesícula biliar, que son los órganos que debemos depurar para perder peso.

8. Hacer algún tipo de ejercicio. Mantener una actividad física diaria, aunque sea ligera, como caminar o subir escaleras.

9. Mantener los resultados obtenidos con tratamientos reafirmantes, que enriquecen los tejidos flácidos dándoles más firmeza y elasticidad.

10. Ayudarse con tratamientos como la hidrolipoclasia para deshacerse de la grasa acumulada que no logramos perder con la dieta ni con el ejercicio. Con estos métodos se trabaja el sistema termorregulador y se eliminan las células que almacenan la energía en forma de grasa.

Recuerda que el el objetivo es reducir el volumen, acabar con esos kilos de más y ayudar a que el hígado funcione mejor. Sigue nuestros consejos saludables para lograrlo.

Cómo bajar de peso después de las vacaciones de Navidad
5 (100%) 1 voto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *